En el metro de Barcelona

Trabajaba hace un año en el centro de Barcelona y cogía el metro todos los días hasta Pl. Catalunya un día un hombre se puso a susurrarme guarradas desde el metro hasta la salida de la Rambla, cuando me dijo la peor me giré y le di en el pecho con el casco de la moto, pero lo peor de todo es que cuando empecé a gritar que me estaba acosando, una señora me dijo: la próxima vez aléjate y ponte en otro vagón, no le hagas ni caso que ese hombre está loco! Enserio?! Que una mujer lo defienda? Muy asqueroso…. Solo es una de muchas.